“Habló JHV a Moisés diciendo…os señalaréis ciudades. Ciudades de refugio tendréis…” (~~~). El espíritu de estas ciudades es de perdón, diálogo y entendimiento con autoridad y justicia.

Hola Amigo, Amiga!… Si, tú que estás iniciando la lectura de esta reflexión… gracias por tu tiempo sigue por favor, te invito a contar sueños, compartir ideas y esbozar proyectos para la construcción de mejores sociedades, que permitan la convivencia en paz y armonía. Con este propósito deseo dejar una consideración en estas cortas palabras, sobre la gran necesidad de moradas dignas para miles de personas que viven en condiciones verdaderamente humillantes y su clamor es hacia el Arquitecto del Universo por ayuda y consuelo.
Reflexionando cada mañana cuando me encuentro con la Pacha-mama, en la meditación que surge ante el espectáculo de la creación y con la perspectiva de el caudaloso “Hudson River” bordeando la gran ciudad que veo lejana, la cual comparo en mi loca imaginación con una enorme, larga y arquitectónica “cadena montañosa”, que algún día quizás tendrá también “nieves perpetuas” (al paso que va…), pienso en todas esas personas que allí viven, unos sobre otros y cada día más gente con menos aire, sol, luz pero más prestigio, poder, orgullo … y vienen a la mente las Ciudades “Refugio” de las que cuenta la Biblia y me pregunto, si recapacitamos en los principios que hicieron posible tales ciudades en tiempos antiguos?…podríamos tener ciudades, pueblos, aldeas de refugio que…

Amparando al desamparado, donde
Morar que es permanencia en armonía,
Ocupando con justicia un lugar en la tierra, sean
Refugio, protección y asilo.

Es como un juego donde hay “bases” y estando en esas bases el jugador está “safe”, seguro. La esencia esta en el derecho A LA VIDA, a una vida Digna que merecen los de limpio corazón (***). Esta idea que románticamente he titulado: “Ciudades A.M.O.R.” con el fin de resaltar la aplicación de las verdades que encierra este sentimiento, es una reflexión para tantas familias en el entorno, ciudad, país y planeta que a pesar de todos lo avatares de la vida, existen como sociedades, comunidades y grupos, que con fe y esperanza en medio de un mundo convulsionado con grandes falencias, merecen la oportunidad de encontrar una alternativa digna y me respondo… sI se puede hacer-lo posible. El mandato ya está, la misión anunciada y el tiempo justo para soñar, pensar y materializar, las enseñanzas del pasado, las experiencias del presente y los sueños del futuro.

En Colombia mi país, por ejemplo, que ha sufrido por muchos años los frutos del desencuentro, del desentendimiento en un cruel conflicto moral, político y social; hoy se vislumbran acuerdos, posibles entendimientos, esto es positivo, es bueno para todos y “todos” debemos estar listos a aportar nuestra colaboración en este ideal y hacerlo realidad con todo el SER (en Espíritu, con el Corazón y Mente) creyendo en la gran oportunidad que se nos presenta para con humildad y coraje levantar la mirada y con la voz tuya, la mía, la nuestra, anunciar nuevas opciones que demuestran la diferencia entre la Ley del hombre y el Amor de Dios. (^^^)

Citas tomadas de la Biblia: (~~~Nr.35)- (***Dt.19)- (^^^Mt.5).